sábado, 14 de abril de 2012

Cumplir expectativas

Últimamente escribo poco. Como sabéis, tuve un hermoso niño en noviembre. Hace ya más de un mes me reincorporé al trabajo. Por suerte, y digo por suerte porque se han respetado mis derechos laborales, mermados para la casi totalidad de trabajadores después de la reforma que ha hecho el gobierno, me han concedido la reducción de jornada.
Reflexiono sobre la cantidad de expectativas que las féminas tenemos, ya no sólo a nivel laboral, sino a nivel personal.
La gran mayoría de las compañeras en la lucha diaria aspiramos a:
-Un buen trabajo, que nos realice como personas, que tenga un horario racional y esté bien remunerado.
-Tener pareja estable. No hace falta que sea perfecta, nosotras tampoco lo somos. Sólo que esté ahí cuando la necesitemos y nos ame (que no es poco).
-Algunas deseamos tener hijo(s). Si es más de uno, tiene que ser la parejita. Y obviamente tienen que estar sanos, ser inteligentes y aptos a nivel escolar.
-Hay necesidad de estar guapa, joven y delgada.
-También tenemos que encuadranos dentro de un status. Puede ser más alto o más bajo pero debe ser el suficiente para sentirnos cómodas en el ambiente en que vivimos.

Y cuando por circunstancias no cumplimos todas las expectativas, sentimos un vacío, nuestra felicidad y calidad de vida no está completa.

Reivindico el derecho a ser imperfecta, a no dejarse llevar por el qué dirán. Y, lo más importante, hay que dejar de fustigarse por no ser la mujer ideal. Las mayores críticas nos las hacemos nosotras mismas.

13 comentarios:

  1. ¡¡Buen post nena!! Expectativas y muchas.
    Yo también tengo y algunas no entran en los parámetros normales para mi edad pero me da igual...Reinvindico nuestro derecho de ser imperfectas, por supuesto.
    Un besote.

    ResponderEliminar
  2. Soy de esas mujeres que tienen altas expectativas respecto a su vida, y de las que se esfuerzan todo lo posible para que esas cosas buenas que quiero tener se cumplan.

    Pienso, además, que si no las tuviésemos y lucháramos por ellas tendríamos una vida mucho menos interesante, o feliz, o satisfactoria.

    Tener metas me parece sano, siempre que no nos obsesionemos.

    Un besote.

    ResponderEliminar
  3. Ser ambiciosa es perfecto. Lo malo viene cuando nos amargamos por no poder conseguir ese "todo" preconcebido.

    ResponderEliminar
  4. En el medio está la virtud, lo que para unos es ambicion ,para otros son espectativas.Lo mejor es estar a gusto con uno mismo.

    ResponderEliminar
  5. la ambición, en su justa medida, es buena

    ResponderEliminar
  6. acabo de conocer tu blog, está genial! saludos

    ResponderEliminar
  7. Cuánta razón, wapa! Es bueno marcarse unos objetivos en la vida pero sin obsesionarse y amargarse si no se consiguen. ¿qué significa ser la mujer ideal? creo que lo importante es ser feliz con una misma y al que no le guste...que mire para otro lado :)

    Besos.

    ResponderEliminar
  8. Precioso Adegea.

    A veces hay que saber priorizar, no se puede tener todo al mismo tiempo y es en momentos de cambio buenos como un hij@ o malos como una enfermedad que nos damos cuenta de lo realmente importante.

    ResponderEliminar
  9. Cuánta razón!!! yo adoro ser imperfecta; tengo unos "pocos" añitos y todas las metas que me propuse unas se cumplieron y otras no, lo que creo que no haré es perder el tiempo en tratar de cumplir obsesivamente lo que no pudo ser. La vida fluye y pasa a una velocidad de vértigo, hay que disfrutarla y ante todo quererse mucho una misma.
    un besito guapa!!!

    ResponderEliminar
  10. Querida Ade: ¡¡Gracias por tus palabras!!... Las he leído en el momento justo... ¡¡Gracias por reivindicar la belleza de lo imperfecto!!... Un beso giiigante, Claudia

    ResponderEliminar
  11. Me ha encantado esta entrada, no se puede tener mas razon. Creo que conforme vamos cumpliendo años, aunque sigamos fijandonos metas, no lo hacemos de la manera obsesiva como cuando teniamos "menos cabeza, por lo menos en mi caso es asi. Lo importante es quererse a una misma y ver tambien lo bonito de lo imperfecto. Un besito!

    ResponderEliminar
  12. Cuanta razón tienes con lo que comentas Ade: viva las mujeres imperfectas, que no llevan tacones, que se recogen el pelo con una coleta y que se acuestan cada noche pensando en todos aquellos que más quieren!!

    Besos guapa y un achuchón para el peque!!

    Nebel

    ResponderEliminar
  13. Hola

    Quiero felicitarte por el tu blog lleno de interesantes posts.
    Gracias por compartirlas con todas nosotras.
    Te invito a que visites el mío.
    http://latidorosa.blogspot.com.es/?zx=c53e7354051777e8

    Estamos organizando un sorteo gratuito y espero que te interese participar a tí y a tus seguidores.
    ¡¡¡¡A nadie le amarga un dulce!!!...

    Saludos...

    ResponderEliminar

Me encanta saber lo que piensas: